LUNA NUEVA DE 4/5 DE JUNIO DE 2016

La Luna Nueva de este mes de Junio se produce a las 0,00 horas de la madrugada del 4 al 5 de Junio hora española, en Tauro sideral, junto a Venus, el planeta del amor, los valores, la belleza y la armonía.

Muchos aspectos tensos mezclados con armoniosos, con planetas potenciados por casa o signo nos hablan de unos meses de gran efecto. Estamos en una época de transmutación,  sea ésta personal, social o global.

Si has vivido a nivel personal situaciones que han cambiado o están cambiando tu vida, especialmente desde hace aproximadamente un par de meses, confirmas las energías de estos ciclos lunares.

En el momento de la luna nueva, hay una cruz en el cielo en casas angulares. Una cruz astrológica es el aspecto que más energía genera, al tiempo que un triángulo equilátero es el aspecto más sutilmente armonioso y ambos están entrelazados en este mapa.

También hay planetas potenciados por signo o casa, o ambos a la vez. En este último caso está la Luna, en su casa IV y en un signo que la potencia estabilizando su cambiante energía, Tauro. Lo mismo ocurre con Marte, muy poderoso en este mapa, en Escorpio y en la X.

Mercurio, favorecido por casa, en Aries, nos habla de noticias, sucesos, comienzos, documentos, que abren un nuevo periodo, un nuevo camino, una nueva andadura. Después de encontrarse retrógrado desde el 28 de Abril al 20 de Mayo de 2005, vuelve sobre sus pasos, revisa, pone en su lugar, saca a la luz energías antigüas que, en este periodo de tiempo, se manifiestan del pasado.

El 28/4/16 Mercurio alcazó su punto más avanzado directo a 0º de Tauro. Hasta el 7 de Junio, en que se rebase la trayectoria aún se pueden volver a re-visar  acuerdos, documentación, datos, creencias, mente consciente, del pasado, pero de forma más proactiva del 20 de Mayo al 7 de Junio.

Júpiter y Neptuno se enfrentan en la casa I y VII, nosostros y los demás, conjuntando cada uno un nodo. Ambos simbolizan el pasado y el futuro en la linea del tiempo. Soltar el pasado, nos pide Neptuno en Acuario, relativo a lo grupal, para obtener nuestra propia sabiduría divina, simbolizada por Júpiter en Leo.

Plutón y Urano van dejando el aspecto en tensión que simboliza el cambio a nivel de poder, llamado “crisis” es decir, se acerca la resolución del aspecto. Este mes hay un cambio de metas en base a unos datos, leyes, declaraciones, creencias o documentos (casas XI y III) de forma generalizada.

Nunca olvidemos que el qué (la energía) la pone el universo pero el cómo y a quién es decisión de cada uno, es decir, el efecto, es nuestro poder.

Ascendente en Acuario: el camino o senda que nos lleva al Sol se inicia en la auténtica fraternidad, el compañerismo y la unión de metas. Somos un planeta, compartimos destino y energías.

El Sol, en Tauro, en la IV, junto a una empoderada Luna, (emociones, agua, madre, tierra, pueblo) y Venus muy cerca de ellos, (la belleza, la armonía, los valores, la abundancia, también física en este signo) nos resalta que este mes, la armonía, la abundancia, la paz, se debe centrar y/o dimanar desde la zona más íntima: nuestro propio círculo personal inmediato y familiar, nuestro hogar. Reafirmando a algunos sabios antigüos: “si deseas paz en el mundo, comienza por tu propia casa”.

Este aspecto íntimista anteriormente comentado parece verse retado por todos los flancos a la vez: dentro-fuera y hogar-profesional, formando una cruz en el cielo. Si hay tensiones internas, se manifestarán. Sin embargo, más allá en vez de una mala noticia podemos verlo como una ayuda para limpiar el camino hacia nuestra meta.

La solución, la evolución, la marca el nodo norte, donde está Júpiter simbolizando la aceptación por comprensión de lo que estamos viviendo, es decir, que la solución pasa por integrar nuestra sabiduría simbólica, no verbal. En Leo se exalta lo divino o capacidad de crear que poseemos, la cual depende, a su vez, de nuestra capacidad de observación.

Marte y Saturno retrógrados en la X, casa del Padre, lo externo a nosotros, el futuro en la linea temporal, acumula mucha energía, incluso densificada . El cambio interno pasa o es simultáneo a dar algunos cambios también en el terreno de decision material y éstos, si no se dan, pueden bloquear el proceso, haciendo de lastre o rémora en el deseado avance. Hay mucha energía ya condensada, material que puede hacer de bloqueo, pero también se va acumulando mucha energía o potencial para el cambio, al mismo tiempo…

Mercurio en la III y en Aries nos habla de datos, comunicados, encuentros, acuerdos, nuevos. Éstos deben integrar la determinación y la firmeza más decisivas, pero con el menor conflicto posible, sin promover, al mismo tiempo de forma inconsciente, lo que combatimos (opuesto a Marte en Escorpio).

Los datos, papeles, comunicados, acuerdos o noticias que surjan serán muy favorables en el caso de fluir con el aspecto más armonioso que es posible, el Gran Trino ya comentado, en signos de fuego. El elemento fuego representa las intenciones, metas, determinaciones o ecuación de decisión propia. Aunque el fuego es la energía más sutil, marca la dirección de todo el proceso, hace la diferencia  Padre-Fuego, como dicen los chamanes o, uno de sus símbolos más literales: el SOL)

Intención frente a resutados?. Confía

En resumen: El comienzo de este ciclo lunar nos habla de una época-mes decisiva, probablemente junto con otras, en el proceso evolutivo de cambios que estamos viviendo.

Hay una energía sutil grupal que debemos dejar atrás, delimitando y decidiendo por nuestra propia meta o elección. En BioTMR lo llamamos programas, compartidos con nuestro entorno familiar, cultural, social. Esa es la modificación del ADN basura que esperamos, de la nuestra manifestación sutil, no material. Nuestra parte cuántica, la emocional.

Soltando el lastre emocional y material que nos bloquea podremos comprender mejor y ganar confianza en el proceso de creacion de nuestro propio universo, de nuestra “divinidad”, dejando de ser simples víctimas del sistema. Este proceso debe ser implementado primero en nuestro círculo íntimo y personal  teniendo en cuenta todos los niveles, sean éstos sutiles o densos, de nuestra realidad.

Es el comienzo del camino, el resto es decisión propia, de nuestro Ser: lo que llamamos en BioTMR “ecuación de decisión”.

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s